Las pensiones en la mira de las tijeras

Escrito por el 8 de octubre de 2018

pensiones por discapacidad mujeres“Eliminar las pensiones significa suprimir los escasos ingresos que tiene uno de los sectores ya condenados por esta política a la pobreza y que cada vez empuja más a las personas con discapacidad a la marginalidad”, dijo en Anibal Zárate Aníbal Zárate, miembro de la Secretaría de Discapacidad del Centro de Estudiantes de la Universidad Nacional Arturo Jauretche y coordinador de redes de pensionados no contributivos de Florencio Varela.

 

AUDIO descargar

Mediante la resolución 268/2018 el gobierno, pese a la existencia de un fallo judicial que ordena restituir las pensiones dadas de baja, dio un giro administrativo a la reducción de las pensiones. Esta vez imponiendo un tope de 10 días hábiles para las personas notificadas de baja para que demuestren cumplir con los requisitos de un decreto de 1997 cuyo contenido sería inconstitucional.

 

Enredando Las Mañanas (ELM): ¿Qué opinión les merece la resolución 268/2018?

Aníbal Zárate (AZ): Hay un objetivo claro del gobierno nacional de lograr el déficit cero, por ende lograr ese objetivo es recortar a los sectores más vulnerables, que son los jubilados y, en este caso, las pensiones no contributivas, las personas con discapacidad. No es más que una política pública de un gobierno nefasto, que no tiene una conciencia social.

Esta resolución es terrible, marca a las claras las intenciones de un recorte. Y lo dice bien clarito “se aprobó el circuito administrativo de notificación de incompatibilidades” ¿qué quiere decir esto? Que mediante esta resolución administrativa van a buscar las incompatibilidades invocando al decreto 432 de la década del 90, de la década de Menem, una vez que se crucen esos datos van a dar de baja a varias pensiones.

¿Por qué invocan el decreto 432? porque allí lo dice clarito, que le sostienen la pensión a los que tengan una discapacidad laboral del 76%. En primer término, ya desde el vamos están discriminando a los chicos con discapacidad, y en segundo término a las personas con discapacidad, que quedaron discapacitados, y han tenido la posibilidad de poderse comprar un auto o una casa, y allí en el decreto 432, lo dice claramente, que no tiene que tener bienes a su cargo.

Entonces es la materialización de un recorte y la formalidad, más que nada, está invisibilizando este movimiento como para empezar a ir más profundamente con un recorte de los gastos públicos que ellos pretenden.

 

ELM: Había leído que ese decreto del 97’ que mencionas sería anticonstitucional.

AZ: Así es. La Convención Internacional sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad en nuestro país tiene carácter constitucional mediante la ley 26378. Este decreto, mediante esta convención, fue inconstitucional. El 18 de setiembre hubo una medida cautelar de una jueza también declarando la inconstitucionalidad de este decreto y obligando al Estado argentino a restituir las pensiones caídas o dadas de baja desde el 2016-2017, inclusive las de este año y a su vez declarándola inconstitucional. A través de esta medida de esta jueza, el gobierno responde con esta otra medida, es muy sutil la jugada del gobierno ¿no? Y siempre la sutileza la están haciendo sobre el sector más vulnerable, que son las personas con discapacidad.

 

ELM: ¿Cómo ha manejado esta difusión el gobierno?¿Ha notificado a los pensionados para que se acerquen?

AZ: Esta resolución administrativa, obviamente, en primer término dice que se tiene que acercar aquel notificado, “titulares de derechos notificados”, a la UDAI (Unidad De Atención Integral), o sea a la ANSES más cercana a su domicilio para efectuar todos los pedidos que ellos requieran. Desde este punto ya está eliminando la acción que tienen los CAL ¿Que son los CAL? son los Centros de Atención Local que pertenecían a la Comisión Nacional de Pensiones, desarticulada por la creación de la Agencia Nacional de Discapacidad. Van desarticulando las pocas actividades que tenían esos organismos y ya las derivan a la ANSES.

Es decir que todos aquellos compañeros pensionados no contributivos que reciban la notificación tienen que ir a la ANSES más cercana a su domicilio, lo más rápido posible es comunicarse al 130, pero siempre y cuando reciban las notificaciones. Una vez que se saca turno, lo van a citar en la ANSES y allí les van a pedir todos los requisitos en que esa “incompatibilidad” se detecta.

Pero hay algo muy importante, ellos dicen “en un término de 10 días”, pero sabemos que el sistema burocrático argentino para acceder a las pensiones y hacer todos los trámites que corresponden a las personas con discapacidad, con 10 días es imposible. Porque un turno, si hay que actualizar ya sea un certificado médico, no te lo dan en el término de 10 días. A su vez esto requiere muchísimo más tiempo, muchísimo más gasto, muchísimas más preocupaciones y, con el correr del tiempo, el gobierno ya va a tener objetivado su derecho al recorte de las pensiones.

 

ELM: Respecto a la cuestión de sacar un certificado médico ¿Es cualquier médico o alguien en particular?

AZ: Para hacer firmar lo que es el certificado médico oficial, es decir, el documento para acceder a la pensión, tiene que ser firmado por un hospital público. Obviamente sabiendo que a las personas con discapacidad les es imposible ir a un nosocomio privado porque estamos condenados a la pobreza. Y con esta política constantemente vamos a ese pozo de la marginación.

 

ELM: Veíamos que disminuyó el Fondo de Garantía de Sustentabilidad de la ANSES y en el próximo presupuesto podrán realizarse operaciones con sus acciones ¿Qué impacto puede llegar a tener esto en jubilados y pensionados?

AZ: Con el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional el impacto ya se está viviendo. Está condenando aún más a estos sectores a la pobreza y a la marginación. Los jubilados ya sufrieron lo que es el nuevo sistema previsional de la movilidad jubilatoria, se les ha descontado casi el 15% de lo que venía de la anterior gestión, es decir han perdido por año casi 5.000 pesos de su sueldo.

Toda esa movida del presupuesto y toda esa tablita de ingeniería que ellos vienen haciendo va condenando aún más a estos sectores a la marginación, ni siquiera ya a la pobreza, a la marginación total. Hoy en día, sabiendo de la inflación que estamos viviendo, no puede vivir un pensionado no contributivo con 5.600 pesos y un jubilado con 8.600 pesos, usted sabe que la canasta familiar no baja de los 20.000 pesos. Acá no se vive, acá se sobrevive con este sistema político.

 

ELM: Hay 100.000 personas que no van a seguir cobrando ¿Están realizando actividades?¿Como están visualizando para que no se avance con esto?

AZ: El boletín oficial se mandó el 20 de setiembre, a medida que nos vamos enterando las organizaciones vamos difundiendo a las demás y se hace vox populi. De lo contrario es imposible, porque si bien el boletín oficial es lanzado lo ven unos pocos. Esto no tiene mucha connotación, o sea que todos estos movimientos que viene haciendo el gobierno argentino son invisibles y nosotros con las organizaciones nos organizamos, valga la redundancia, a través de las redes sociales. Esa es una forma de visibilizar la cuestión y las problemáticas que viven los sectores de las personas con discapacidad.

Por otro lado nosotros conformamos lo que es un Frente Nacional de Discapacidad, en el cual organizamos una herramienta de lucha que son las asambleas donde discutimos lo que viene pasando, a medida que vamos realizando estas asambleas mucha gente se va enterando. No están enterados y se pueden llegar a dar parte mediante la notificación por carta documento o en una reseña en el recibo de sueldo.

A su vez, en esa asamblea, se generan actividades, por ejemplo las movilizaciones. Ya hemos hecho movilizaciones al de la Nación en el mes de abril y el 3 de octubre para reclamar y a defender nuestros derechos que nos los están devastando.

 

ELM: Agradecemos la y seguramente desde la vamos a estar cubriendo cualquier eventualidad.

AZ: Si, dejame reflexionar algo muy importante. Lo que significa eliminar las pensiones. Es suprimir los pocos ingresos, los escasos ingresos que tiene uno de los sectores ya condenados por esta política a la pobreza, y que cada vez empuja más a las personas con discapacidad a la marginalidad. Me parece que a estos tiempos los hemos vivido tanto en la época de los 90’ como inclusive en las anteriores, donde las personas con discapacidad eran visibles como objeto de derecho, y hoy, a través de las conquistas de políticas anteriores pudimos revertir y cambiar este paradigma y que somos sujetos de derechos. Entonces hemos dado no un paso para atrás sino diez pasos para atrás con este tipo de política que cada vez nos excluye.

Fuente: : Ver original


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.Los campos obligatorios están marcados con *



Current track
Title
Artist

Background